ArtículosCómicsMarvel ComicsPanini CómicsReseñas cómics y libros

Amistoso Vecino Spiderman, núm. 1

0
Portada de Amistoso Vecino Spiderman, núm. 1

Edición original: Friendly Neighborhood Spider-Man, vol. 2, núms. 1 y 2 USA
Fecha de salida: Mayo de 2019.
Guión: Tom Taylor.
Dibujo: Juann Cabal y Marcelo Ferreira.
Formato: Grapa. 56 págs. A color.
Precio: 4,75 €

Desde sus primeros días como superhéroe adolescente, Peter Parker fue conocido en las calles como el Amistoso Vecino Spiderman cuando comenzó a detener supervillanos que trataban de robar increíbles cantidades de dinero o incluso dañar a todos los ciudadanos de Nueva York que pudieran. La colección El Asombroso Spiderman siempre ha intentado conciliar las dos identidades de Peter Parker para generar un atractivo excelente, pero pocas veces hemos podido ver una relación más íntima entre Spiderman y sus vecinos neoyorquinos. Un Spiderman más terrenal todavía. En este número, Tom Taylor dará el pistoletazo de salida a un Spiderman involucrado con su vecindario mientras hace frente a enemigos que no podía imaginar.

La trama comenzaría como un día cualquiera en la vida del amistoso vecino Spiderman, salvando a unos civiles de un accidente y recibiendo su enorme agradecimiento. Al llegar a su bloque, Peter ayuda a la señora Marnie a subir la compra y ésta acaba pidiéndole que anime a Leilani hablándole de Spiderman porque hace mucho tiempo que no sale de su apartamento y está preocupada. Siguiendo los ideales de su corazón, Peter intenta averiguar su problema creyendo que era algo nimio de lo que preocuparse. Sin embargo, al llevarle la comida ambos son atacados por unos matones y Leilani acaba siendo secuestrada. Nada más recobrar el conocimiento, Peter descubre que Leilani ha dejado a su cargo dos niños que deben permanecer en secreto. Como no podía encargarse de ellos y parar los pies a los matones al mismo tiempo, Peter relegó su cuidado en la Antorcha Humana y tuvo un enfrentamiento con un matón que parecía poder quitarse la piel y que tenía superfuerza. Más tarde, siguiendo el contacto de una mujer policía, encontraría una de las bases de los matones y se llevaría una gran sorpresa sobre la verdadera identidad de una de sus vecinas.

Amistoso Vecino Spiderman, núm. 1. Página de muestra.En general, estamos ante un número digno y entretenido que no tiene mucho que envidiar a la colección principal de la que deriva. En este caso, Tom Taylor parece haber sido la elección correcta para mostrar un Spiderman más cercano a sus vecinos, con problemas más mundanos a los que podemos ver en El Asombroso Spiderman. No obstante, de las bromas no es de lo único que vive Spiderman, pues aquí también tenemos una moderada dosis de dramatismo con el caso de la Tía May y una gran dosis de familiaridad que encantará a lectores de diversas edades. En cuanto a la trama en sí, quizás no nos encontremos ante un argumento muy elaborado capaz de suscitar emoción y muchas teorías a su alrededor, como ocurre con cierto villano de la colección principal, pero este número no lo necesita en ningún momento para encandilar al lector. Sin duda alguna, estamos ante una lectura familiar y totalmente agradable que te hace recordar por qué Spiderman es el Amistoso Vecino al que todos quieren, a pesar de sus chistes malos.

En cuanto a los personajes, Tom Taylor conserva adecuadamente la esencia y espíritu de Peter Parker, no creando ningún tipo de disonancia con la imagen del juvenil, chistoso y amistoso Spiderman que muchos tenemos en nuestra mente. Por otro lado, y como es habitual, a lo largo de los dos números que aquí se recopilan, podemos ver el buen corazón de este superhéroe al no querer aceptar ningún tipo de propina y al proponerse a ayudar a todas las personas que pueda, bien sea con la máscara o sin ella, como es el caso de subir la compra a su vecina o proteger a un niño de otros y advertir del peligro del bullying. A otro lado tenemos a la Tía May y su conflicto, viendo que se ha vuelto algo huidiza de su sobrino para no asustarle antes de tiempo, pues no sabe si habrá buenas o malas noticias respecto a su salud. Además, la carta que redacta a su sobrino mientras espera los resultados es capaz de producir en el lector un nudo en la garganta, aunque al final la rompa por no ser capaz de dársela a su sobrino.

Amistoso Vecino Spiderman, núm. 1. Página de muestra.Respecto al ritmo, el número que nos ocupa sabe llevar muy bien los tiempos entre lo cómico, dramático y la acción que caracterizan las batallas de Spiderman, no sintiéndose pesado en ningún momento ni tampoco tan ligero que no pueda ni disfrutarse.

A nivel artístico, el dibujo vivo y animado de Juann Cabal consigue encajar perfectamente con el personaje, dando lugar a diseños bien trabajados que entran dentro del tono juvenil que busca Tom Taylor y viñetas que resultan muy llamativas e incluso cómicas en alguna ocasión, gracias al buen trabajo sobre las expresiones faciales y la composición de las viñetas. Posiblemente no será el dibujo más elaborado que nos podemos encontrar si lo comparamos con otros dibujantes que han pasado por el arácnido, pero de manera general hace un trabajo bastante notable y agradable. Por otra parte, Marcelo Ferreira nos dedica unas páginas especiales dedicadas a la tía May en las que lo sombrío y el dolor está muy presente y bien representado, aunque algunas viñetas centradas en Spiderman se sienten extrañas y que podrían haber estado más trabajadas.

En definitiva, considero que estamos ante un buen inicio de una colección paralela a la central con historias más centradas en el entorno cercano del superhéroe arácnido por excelencia y en su carácter amistoso, familiar y juvenil en los que el personaje siempre ha destacado y encantado. Sin duda alguna, recomendamos echarle un vistazo.

Puedes adquirir “Amistoso Vecino Spiderman, núm. 1” aquí.

¡Síguenos en Youtube!

Debates en directo, reviews, unboxing y mucho más en vídeo

Aisling Clarke
Aficionada a las historias en todos sus formatos. Empecé a jugar a videojuegos a los seis años. Escribo novelas fantásticas en mi tiempo libre. Maestra de Primaria.

    comentarios

    Dejar un comentario