ArtículosCómicsDC ComicsECC EdicionesReseñas cómics

Batwoman: La sangre es espesa – Final

0

Portada de Batwoman: La sangre es espesa - Final

Edición original: Batwoman núms. 22 a 24 USA, Annual núm. 1 USA
Fecha de salida: Octubre de 2014
Guión: J.H. Williams III, Marc Andreyko, W. Haden Blackman
Dibujo: Moritat, Trevor McCarthy
Formato: Tomo rústica, 112 páginas
Precio: 11,50 €

Amenazada por el Departamento de Operaciones Extranormales (DEO), Kate Kane alias Batwoman deberá dejar a un lado sus convicciones y cualquier atisbo de moralidad para enfrentarse al verdadero hombre murciélago en persona si quiere rescatar a su hermana, reaparecida tras haberla dado por muerta.

J. H. Williams III y W. Haden Blackman terminan su etapa con el personaje en el Nuevo Universo DC con lo recopilado en este número, quedando el arco argumental razonablemente cerrado y perfectamente dispuesto para que los que recojan el testigo puedan explorar las consecuencias de lo acontecido en la historia.

Porque habrá consecuencias. Muchas. Uno no puede poner Gotham patas arriba para hacer salir al murciélago de su cueva sin esperar que las cosas no se salgan un poco del guión. Y cuando se juega con fuego en Gotham… No será solo Batman el que dará la cara.

Además de los tres últimos números de la etapa de Williams y Blackman nos encontramos con el debut como guionista de “Batwoman” de Marc Andreyko, responsable de escribir el anual. Una nueva vida para Kate Kane que tendrá que construirse sobre los cimientos de lo anterior.

Así que el círculo se cierra para ver como empieza un nuevo día y el que tiempo atrás fue su inspiración para adoptar el murciélago como emblema es ahora el enemigo a batir. Son causas de fuerza mayor alejadas de lo que realmente quiere Kate, pero la familia es la familia y la sangre es espesa.

Página de Batwoman #22Atrás han quedado esas tramas algo más sobrenaturales que tanto diferenciaban “Batwoman” del resto de cabeceras protagonizadas por uno o varios miembros de la Batfamilia. Aquí los caminos de Kate y Batman se cruzan completamente porque la única alternativa que el Director Huesos le ha dado a la heroína para devolverle a su hermana es la de traicionar a Batman. Lejos de cuestionar esa decisión, Batwoman la acepta como solución a su problema. Afortunadamente, su prima Bette, su padre y el resto de los Cuervos no piensan igual y trazan un plan alternativo para arrancar de las garras del DEO a Beth, la hermana de Kate. Sin embargo, ellos no son los únicos en tener una agenda propia y el DEO tiene también otros planes.

La evolución de los personajes, sobre todo de Bette / Flamebird, es natural, y encaja perfectamente con el contexto de lo que nos encontramos en el cómic. La incorporación de varios villanos de la galería de Batman y el hecho de dejar a un lado la vertiente más sobrenatural de Gotham acerca mucho más el personaje de Batwoman a la mitología de Batman, demostrando lo bien que encajan si se juegan bien las cartas. Al fin y al cabo, Kate decide adoptar la identidad de Batwoman al quedarse impresionada por el murciélago. Pero eso no quita el hecho de que ambos personajes proceden de mundos diferentes y la forma de aproximarse a ellos no tiene por qué ser la misma, lo cual es un acierto.

Página doble de Batwoman #24

La relación que Kate mantiene con la Capitana Sawyer, conocedora de su alterego, aporta matices con los que Batman solo ha llegado a coquetear en su infinidad de relaciones sentimentales infructuosas, y el pasado militar de su familia agrega herramientas curiosas al conjunto. A esto hay que sumar el hecho de que Batman se convierte en un invitado de lujo, un enemigo inalcanzable que es algo así como el santo grial para el DEO. Simplemente es Batman.

Página de Batwoman #24En lo que al apartado artístico respecta, tengo sentimientos encontrados. El dibujo no está mal pero no termina de convencer totalmente, en gran parte por culpa del estilo despreocupado con cierto aire a boceto. Los trazos rápidos con los que se forman los rasgos de los personajes deslucen ligeramente el que podría haber sido el resultado final, aunque son coherentes con el tono oscuro de la historia. La escasez de detalles y ese punto intermedio entre el boceto total y el dibujo cuidado deja un regusto agridulce al no saber decantarse por ninguno de los extremos ni sus respectivas virtudes, quedándose a medio camino y dando la sensación de que se ha hecho todo rápido y sin esforzarse demasiado.

McCarthy es quién se ocupa principalmente del dibujo, con cierta ayuda de Moritat en el anual, y para los que hayan leído números anteriores de “Batwoman” dibujados por J.H.Williams III esto es un paso atrás. Los fondos brillan por su ausencia y en los pocos casos en los que nos los encontramos pecan de un estilo minimalista curioso.

La nota de color la encontramos en una paleta que utiliza básicamente el negro, el rojo y el azul. La estructura está muy trabajada, quizás lo que más. Cada página es diferente a la anterior y encontrar dos iguales es una tarea prácticamente imposible, sin llegar a caer en la confusión. Las combinaciones son inagotables y nos encontramos con composiciones de todo tipo, lo que le da mucha vida al cómic y un toque original que le sienta genial, sobre todo al final cuando se produce el choque entre Batman y Batwoman, con rayos para separar las viñetas y acentuar la intensidad del enfrentamiento.

Página de Batwoman Annual #1E insistimos en que se nota que ya no es Williams el que dibuja porque el contraste entre Batwoman y el resto de personajes ha desaparecido, habiéndose perdido un componente importante del impacto visual característico de la colección. Y con la marcha de Williams y Blackman, ya no volveremos a ver ese estilo. Una pena.

“Batwoman: La sangre es espesa – Final” es un buen punto y a parte para la colección, el cierre de la etapa de Williams y Blackman para darle un nuevo comienzo al personaje a manos de otro equipo creativo. Se explotarán las consecuencias y se explorarán nuevos caminos, pero han sabido poner de manifiesto que Batwoman goza de buena salud y que tiene cuerda para varios números más. Concretamente hasta el #40, número con el que DC Comics dará por finalizada la cabecera en marzo de 2015 para dejar espacio a “Convergence”.

Pero hasta que eso llegue nos queda un largo recorrido y la posibilidad de disfrutar de las páginas que componen esta entrega, centrada en el enfrentamiento entre Batwoman y Batman.

Javi Garcia

Otras entradas

[Cine] Más arte promocional de Los Vengadores: La Era de Ultrón con los orígenes de Ultrón y Visión

Entrada anterior

[Cine] Emily Blunt habla de los papeles Marvel que rechazó y de la Capitana Marvel

Siguiente entrada

comentarios

Dejar un comentario