ArtículosCómicsMarvel ComicsPanini CómicsReseñas cómics

Daredevil, núm. 8

0
Portada de Daredevil, núm. 8

Edición original: Daredevil, vol. 6, núms. 14 y 15 USA
Fecha de salida: Junio de 2020.
Guión: Chip Zdarsky.
Dibujo: Marco Checchetto y Francesco Mobili.
Formato: Grapa, 48 págs. A color.
Precio: 5,00 €

Con gran astucia, Matt y Foggy consiguieron salvar a una persona disfrazada de Daredevil de unos maleantes, pero Elektra tuvo que echarle a Matt una mano y, por fin, Matt aceptó que ella le entrenara. Gracias a ese nuevo entrenamiento, Matt mejoró y comenzó a buscar nuevos objetivos, lo que le llevó a ver a Cole North. Mientras tanto, Wilson Fisk fue invitado a la casa de los Stromwyn y aguantó numerosas burlas, sobre todo de Tyrone. Intentando despejarse, Fisk fue al baño, pero este le siguió y Wilson acabó con su vida y pidió a Wesley que le ayudara a limpiarlo y encubrirlo todo. En este número, Matt intentará entenderse con Cole North mientras sigue con sus planes y Fisk será castigado por los Stromwyn.

La historia de este número daría comienzo con (puede contener SPOILERS. Evita leer esta parte si no lo has leído) Matt explicando que deberían ser aliados porque hay una guerra de bandas en la Cocina del Infierno y la policía está corrupta, pero Cole no está del todo seguro de confiar en él por mucho bien que haya hecho. Ya en casa, Matt le pide a Mindy que huya para evitar estar en la guerra de bandas, pero ella acaba viéndose ofendida. Mientras la señora Libris hace un pacto con Cabeza de Martillo para evitar la supremacía del Búho, Wilson Fisk ve enfadado cómo su operación de marihuana se ve frustrada por unos manifestantes que ha sido causada por los Stromwyn. Acudiendo a una cita con los Stromwyn, Fisk fue castigado a golpes por sus subordinados y le recordaron que están por encima de él. Por otro lado, Matt y Elektra acuden a la casa del comisionado para obtener información porque la policía está ignorando el crimen en la Cocina del Infierno, pero la información que consiguen no les sorprende. En la noche, Cole sigue actuando como un policía, pese a las reticencias de su compañero.

Imagen de Daredevil, núm. 8En general, estamos ante un número bastante interesante y completo que no solo implica un gran avance para la historia, sino que también desarrolla en gran medida a los personajes – lo cual analizaremos más adelante, porque tiene bastante jugo- hasta ponerles en una situación límite de cambio y que seguramente los lleve a un cambio irremediable muy pronto. Por otro lado, y entrando un poco en profundidad -sin spoilers- tenemos detalles muy interesantes en este cómic como la conversación inicial entre Matt y Cole que son dos polos opuestos, cómo Fisk ha perdido todo lo que le hacía ser él delante de sus enemigos, e incluso todo lo que se deja a entrever entre la relación entre Elektra y Matt Murdock.

En cuanto a los personajes, Matt Murdock va mejorando entrenamiento y es más sincero con sus conocidos, pero hay algo que le está perdiendo en cierto modo y es la relación algo tóxica que está teniendo con Elektra, pues no se queda en lo estrictamente profesional y pasa a la sensación de peligro mientras se hace el amor, lo cual acabará trayéndoles problemas a largo plazo si Matt no acaba poniendo un muro entre el entrenamiento y su amor por Elektra. Por otra parte, la historia de Cole es tremendamente triste por cómo llegó a Nueva York, pero, por lo que deja a entrever, sigue teniendo una gran confusión sobre cómo actuar con los héroes, aunque lo que sí tiene claro es que no dejará de actuar como un policía frente a los maleantes, por mucho que le amenacen y eso le honra como personaje. Sin embargo, es previsible que eso le traiga problemas con el Búho. Fisk se ve aquí como la sombra de lo que solía ser, aceptando el castigo de los Stromwyn sin rechistar, cuando el Fisk de antes no se habría dejado amedrentar. Por ello, es posible que el castigo y la amenaza final cambien su modo de pensar. Al menos si quiere recuperar lo que le hizo grande y temible.

Imagen de Daredevil, núm. 8Sobre el ritmo, Zdarsky controla el storytelling de una manera increíble, haciendo no solo que la trama vaya in crescendo, sino que también consigue emocionar y mantener en vilo a cada página que se pasa.

A nivel artístico, Marco Checchetto y Francesco Mobili hacen un trabajo espléndido que consigue sorprender en más de un momento por la dureza de la situación que viven los personajes o por las expresiones faciales de los mismos. En sí, ambos autores nos dan unas viñetas y páginas que son una delicia visual.

En definitiva, considero que estamos ante un número bastante notable y que marcará otro punto de no retorno para los personajes que los llevará hacia nuevas direcciones.

Puedes adquirir “Daredevil, núm. 8” aquí.

Aisling Clarke
Aficionada a las historias en todos sus formatos. Empecé a jugar a videojuegos a los seis años. Escribo novelas fantásticas en mi tiempo libre. Maestra de Primaria.

Otras entradas

[Series] El último episodio de Agents of SHIELD es el que más efectos especiales tiene de la temporada

Entrada anterior

[Cine] Todo lo que podríamos ver en el Snyder Cut (Parte 3)

Siguiente entrada

comentarios

Dejar un comentario