ArtículosCómicsMarvel ComicsReseñas cómics y libros

Marvel Gold. Los Cuatro Fantásticos 1 – Génesis

7
Portada de Marvel Gold. Los Cuatro Fantásticos 1 - Génesis

Edición original:  The Fantastic Four 1-21 USA, Fantastic Four Annual 1 USA y Tales Of Suspense 49-58 USA
Fecha de salida: Junio de 2016
Guión: Stan Lee
Dibujo: Jack Kirby
Formato: Libro en tapa dura, 648 páginas.
Precio: 39,95 €

En 1961 el guionista Stan Lee estaba a punto de abandonar los cómics para siempre por la falta de innovación de la editorial, que se encontraba cohibida por el Comics Code Authority e iba al galope de las modas de la época. Antes de dar por cerrada esta etapa de su vida decidió darle una última oportunidad al noveno arte con una idea propia, de modo que, cómo iba a abandonar igualmente, no le importaba fracasar: así nacieron los Cuatro Fantásticos.

Junto al dibujante Jack Kirby, Lee, sin saberlo, sentó las bases para el futuro Universo Marvel y dio comienzo a uno de los mayores universos ficticios que jamás se han creado. Ahora Panini recopila en este “Marvel Gold. Los Cuatro Fanásticos 1 – Génesis” los 21 primeros números de la colección más algunos especiales para que podamos ver cómo empezó todo en las mejores condiciones.

Rebajas
Novela de Star Wars Ahsoka
78 Opiniones
Novela de Star Wars Ahsoka
Conoce qué fue de Ahsoka Tano desde que dejó La Orden Jedi al fin de Las Guerras Clon y antes de reaparecer como el operativo Fulcrum en la serie animada Rebels

La premisa es conocida por todo comiquero, un grupo de cuatro personas compuesto por el científico Reed Richards, Sue y su hermano adolescente Johnny Storm y el piloto Ben Grimm se embarcan en una misión espacial que no sale bien, ya que se ven afectados por unos rayos cósmicos que les dan habilidades especiales. Reed puede estirar su cuerpo, Sue se puede hacer invisible, Johnny arde en llamas y Ben es transformado en una Cosa. Así pues, decidirán usar estas habilidades para luchar contra el mal y proteger la ciudad de Nueva York, el planeta y hasta el universo.

Lo primero que notamos rápidamente a medida que avanzamos en la lectura es que son cómics fruto de su época que no han envejecido todo lo bien que deberían. Su narración grandilocuente, excesivamente expositiva, hacen que su lectura resulte algo complicada a ojos del siglo XXI, pero una vez pasada esta barrera nos encontramos con historias inofensivas pero muy entretenidas, que desprenden maravilla y diversión por los cuatro costados, aunque a veces pequen también de ridiculez.

Cuando se suele hablar de esta etapa se habla de un punto de inflexión en la forma de entender los superhéroes, planteando conflictos verosímiles que todos vivimos en nuestra vida diaria… pero en realidad es más una etiqueta impuesta por momentos puntuales que por una tónica general. Que la serie esté ambientada en Nueva York es un cambio respecto a lo anterior pero no es algo que juegue especialmente en la historia, y en los 21 números que hay, solo uno tiene como premisa que el equipo tiene problemas financieros, para rápidamente pasar a una historia inverosímil con Namor de antagonista, en el resto del tomo son celebridades sin mayores preocupaciones que las concernientes a su oficio de superhéroe. No es cuestión de desmerecer los triunfos de esta etapa, pero sí ponerlos en contexto.

Realmente el gran triunfo de estos números es que Lee no creó simplemente al cuarteto protagonista sino que, con la inestimable ayuda del Rey Kirby, su imaginación les permitió imaginar a personajes que posteriormente han jugado un gran papel en la editorial como lo son Namor, el Doctor Muerte o el Vigilante, por comentar algunos presentados en este tomo. De estos destacan especialmente Namor por su carácter de antihéroe y cuya evolución ha sido muy bien llevada dentro del contexto histórico que hemos comentado antes, y además el Vigilante, una figura enigmática que recibe su buena ración de desarrollo en los especiales que vienen recopilados al final. El resto de personajes introducidos no dejan de ser meros complementos a las historias, que cumplen una función muy concreta y no se salen de allí aunque en el futuro vayan a dar más juego, como es el caso de Muerte o Alicia Masters.

¿Pero qué tal el cuarteto protagonista? Como podéis esperar, se encuentran en un estado bastante embrionario pero la ventaja de tener 20 números es que se aprecia una clara evolución respecto a su génesis. Poco a poco van desarrollando la identidad propia que los caracterizará durante toda su historia aunque es la Cosa la que sale claramente ganadora y se convierte en el personaje más carismático y mejor desarrollado de los cuatro. Reed y Johnny no dejan de ser prototipos de lo que serán y Sue es la que sale peor parada, ya que pese a los esfuerzos de Lee por hacernos creer que aporta algo al grupo, en realidad es solo la mujer del equipo y cumple en general con la idea de damisela en apuros, tampoco ayuda la actitud tan machista con la que el famoso guionista la escribe.

sorteo suscriptores twitch abril

Imagen de The Fantastic Four #6, por Stan Lee y Jack KirbyEstos cómics no serían lo que son sin los lápices de Jack Kirby, cuya evolución en la colección también se hace patente a medida que vamos pasando de número. Por ejemplo, la Cosa está en constante cambio y pasa de ser una masa algo amorfa a la característica estructura rocosa que conocemos. Lo que caracterizaba al dibujante también era su desbordante imaginación y aquí tenemos una muestra de ello con la cantidad de razas, dispositivos y villanos que nos encontramos, todavía no hemos llegado a otras de sus grandes creaciones como los inhumanos o Galactus, pero el talento que tenía ya estaba más que contrastado.

Tiene un estilo prácticamente inconfundible que, junto a su manera de narrar las historias, consiguen un resultado espectacular y dinámico. El cómic de superhéroes ha evolucionado mucho desde entonces en la forma de representar los combates o la simple acción, pero el maestro Kirby plantó las semillas y se nota.

La edición de Panini está pensada para los coleccionistas, con varios artículos del mismo Stan Lee y un pequeño ensayo final que nos trae algunas curiosidades de la obra y sus repercusiones en el mundo del cómic. Tiene un precio bastante elevado pero justo por la gran cantidad de material que lleva.

Este primer tomo recopila el origen de los Cuatro Fantásticos, una gran pieza de valor histórico pero que no ha terminado de envejecer del todo bien, lo que la hace algo más difícil de digerir para aquellos que no estén acostumbrados, de allí que la edición esté enfocada a los coleccionistas. A su favor se encuentra una gran imaginación que se traducen en un gran sentido de la maravilla y la diversión, acompañado todo por un genial apartado artístico de Jack Kirby.

¡Síguenos en Youtube!

Debates en directo, reviews, unboxing y mucho más en vídeo

Otras entradas

[Cine] Charles Dance rumoreado para Steppenwolf en Justice League

Entrada anterior

[Cómics] Marvel anuncia nueva cabecera para Marvel NOW!, Great Lake Avengers

Siguiente entrada

7 comentarios

  1. Yo me leí estas historias cuando salió la colección Marvel Masterworks hace 7 años. Que gran colección, que pena que la cancelaran tan pronto.

    1. Yo lo tenía de ahí y los tomos de Biblioteca Marvel. La verdad que los tochazos estos son una gozada absoluta (los tengo en digital porque con todos los que sacan, en físico me arruinaría xD). Y a final de año sale el del Doc…

      Y un poco lo que dice Adriá. Pueden haber envejecido un poco mal, pero no creo que sea tanto por este cómic específico, si no porque la narrativa de los 60 es muy de risa cojas la colección que cojas, con el narrador continuamente dando bombo y los personajes retransmitiendo lo que pasa “oh, su puñetazo ha sido muy fuerte!! Mi pie…pierdo el equilibrio, me caigo!” etc jajaja. Esto puede ser un impedimento especialmente para la gente que todo lo que ha leído es de 2000 en adelante.

      Dicho lo cual, me alegro que haya salido este tomo y ya estén disponibles el primer centenar de números en este formato. Ahora solo falta que para el año que viene dijesen que en Marvel Saga meten los 4F de Hickman.

      1. Yo realmente no tengo problema con la narrativa de los 60, es otro estilo, está anticuado, pero realmente lo disfruto.

        1. En pocas dosis yo también lo disfruto, pero es cuando hay muchos, como en este tomo, que se hace más cuesta arriba.

          1. De hecho Alan Moore la homenajea en Supreme, soltando auténticas frasazas al más puro estilo Stan Lee. El medio evolucionó muchísimo, gracias a obras puntuales como el Nick Furia o el Capi de Steranko a finales de los 60, Dennis O’neal y su Batman junto a Neal Adams, Steve Gerber y su Hombre Cosa, los X-Men de Claremont, el Daredevil de Frank Miller, La Cosa del Pantano de Alan Moore, Animal Man de Morrison, el Hulk de Peter David…
            Los 90 tuvieron muchas cosas malas, pero asentaron en gran parte la narrativa actual, cosa que en algunos casos se agradece, pero en otros muchos… Sobra decir que las mejores series actuales beben mucho de la narrativa y mitología de los clásicos (Ojo de Halcón, el Daredevil de Waid, Ms Marvel, Grayson, Vision, Batgirl, Estela Plateada…).
            PD: GENIAL RESEÑA COMO SIEMPRE, ADRIÀ!

          2. A mi me pasa lo mismo. Por cierto, muy buena reseña.

  2. Tengo pensado comprarmelo.

Dejar un comentario