ArtículosCómicsDC ComicsECC EdicionesReseñas cómics

Superboy: ¡Smallville ataca!

3

Portada de Superboy: ¡Smallville ataca! de DC Comics publicado por ECC Ediciones

Edición original: Superboy 1 a 5 y 7 a 11 USA
Fecha de salida: Febrero de 2014
Guión: Jeff Lemire
Dibujo: Pier Gallo, CAFU, Daniel HDR, Marco Rudy, Paulo Siqueira, Pete Woods
Formato: Tomo rústica, 240 páginas
Precio: 21 €

Recopilando en un solo volumen toda la etapa de Jeff Lemire al frente de los guiones de Superboy, ECC nos vuelve a mostrar que de vez en cuando están dispuestos a salirse del binomio Batman/Superman para reeditar material anterior al Nuevo Universo DC. Si bien es cierto que la S en el pecho es un claro indicio de que Superboy es miembro de la familia de héroes vinculada al kryptoniano, su serie no tiene nada que ver con el hombre de acero más allá de ciertos paralelismos, estar ambientada en la Smallville rural y tener a Ma Kent como invitada estelar.

“Superboy: ¡Smallville ataca!” nos presenta a Conner Kent, actual Superboy, que tras abandonar los Jóvenes Titanes y romper su relación con Wonder Girl decide tomarse un respiro e instalarse en la tranquilidad de Smallville. No obstante, una serie de sucesos extraños empiezan a ocurrir por la villa y la visita del Fantasma Errante solo sirve para recordar a Conner que su vida es de todo menos normal. Al fin y al cabo, es un clon con una mezcla de ADN de Superman y Lex Luthor.

Con ese punto de partida y un curioso elenco de personajes, Lemire nos ofrece una visión única del héroe en la que el pueblo “natal” de Superman toma un protagonismo como pocas veces antes lo había tenido. Un secreto oculto durante siglos sale a la luz y amenaza con destruir el presente y el futuro no solo de Smallville sino del mundo entero, y Superboy es el único capaz de detenerlo, mientras parece ser también el responsable de ello.

Curiosa combinación en la que la acción, el misterio y una de las mejores versiones de Superboy aúnan fuerzas para resistir el golpe y luchar una vez más. Esta vez, ¡Smallville ataca!

Superboy #1 de Jeff LemireLejos queda ya el Superboy nacido en las páginas de “El reinado de los super hombres”, tras la muerte de Superman en los noventa. Mucho ha llovido desde entonces y alguna que otra muerte y resurrección nos colocan en un año 2010 en el que Jeff Lemire toma las riendas de una nueva serie regular de Superboy, colección que finaliza tras su #11 justo a tiempo para el reinicio del Universo DC que lo cambiaría prácticamente todo, Superboy incluido.

Nuevos 52 a parte, Lemire logra no dejarse llevar por lo que hubiera sido más fácil y se aleja del tono superheroico de otras series con personajes cortados por un patrón similar, llevando a Conner a un terreno nuevo y desconocido en el que la magia y lo místico se combinan para dar forma a una amenaza nueva para el clon. Un peligro que durante años había pasado desapercibido incluso para el mismísimo Superman. Afortunadamente para el chico, no deberá librar esta batalla solo, y a su misteriosa cruzada se unirán Simon Valentine y el misterioso Psionic Lad, un viajero del futuro con una misión secreta.

Si a la mezcla añadimos a Lori Luthor, sobrina de Lex, a Martha Kent, que aún lleva consigo el pesar de haber perdido recientemente a su marido, y una secta adoradora de la vida eterna liderada por un poderoso hechicero, el cóctel puede ser explosivo.

Superboy #1 de Jeff Lemire

Una de las virtudes que logra el aún no tan consagrado guionista, es plasmar en cada página el valor de las relaciones entre esos personajes que, pese a lidiar cada día con batallas de proporciones épicas, necesitan siempre un hombro en el que apoyarse o alguien con quién hablar.

Superboy #4 de Jeff LemireLa amistad toma un protagonismo importante y los paralelismos con la adolescencia de Clark Kent en Smallville están presentes en todo momento. Aprovechar ese nexo de unión entre ambos personajes es un acierto que permite conectar rápidamente con Superboy, aunque no se conozca nada de él, y que ofrece la posibilidad de dar un nuevo enfoque a esa adolescencia. Ambos personajes se sentían diferentes, cada uno con sus respectivos motivos, y supieron aprender a vivir con ello y convertirlo en un motivo para ser más fuertes aún, apoyándose siempre en sus allegados para superar cualquier dificultad. Lemire no era un guionista consagrado aún, pese a sus pinitos en editoriales independientes, pero ya apuntaba a maneras.

En el dibujo nos encontramos principalmente a Pier Gallo, un italiano con un estilo muy personal, al que se unen artistas reconocidos de la editorial en diferentes momentos del tomo: CAFU, Daniel HDR, Marco Rudy, Paulo Siqueira y Pete Woods. El estilo de cada uno de ellos es diferente, no hay duda, y todos aportan una visión diferente del personaje que encaja a la perfección con el momento de la historia que se está tocando, sincronizando bien los tiempos entre artistas y dejando que cada uno utilice la composición de las viñetas que más le convenga. En la diversidad está el gusto y aquí lo cumplen con nota, quedándose el estilo principal de Gallo en un aprobado aceptable por no dar lo mejor de sí mismo en todas las páginas dibujadas (alguna flojea un poco). A pesar de eso, artísticamente cumplen y complementan el buen guión de Lemire, aunque considero que no es el dibujo el punto fuerte del tomo, a excepción de algunas portadas soberbias.

ECC ha optado por recopilar en un solo tomo toda la etapa de Lemire al frente de Superboy, a excepción del número 6, que pertenece al crossover “El reinado de Juicio Final”, aunque era tan de relleno que ni siquiera lo incluyeron en el tomo publicado en España. Así pues, una edición que incluye los diez números que recopilan toda la etapa de Lemire en “Superboy”, justo antes de que el personaje cambiara por completo en el relanzamiento.

Superboy #4 de Jeff Lemire

“Superboy: ¡Smallville ataca!” es un must-have para los amantes de Superman y de Superboy. Con la excusa del retiro espiritual de Kon-El, se reviven las primeras aventuras de Clark Kent en Smallville, aportando ese toque rural y mágico en los bastos campos de Kansas. El misticismo toma un acusado protagonismo desde el principio y las apariciones de otros villanos consagrados del Universo DC van a sorprender a más de uno. No obstante, la trama principal sigue girando en torno al silo destrozado y a lo que el Fantasma Errante intenta advertir. Un complot milenario y secreto por el que se lleva batallando desde hace siglos y que no parece tener fin.

Es posible que ese alejamiento de las tramas más superheroicas para adentrarse más en misterios místicos de hechiceros, ritos y brujería haga que los indecisos no terminen por acercarse al tomo, pero con Lemire al frente del guión y un Superboy en su mejor etapa reviviendo algunos de los momentos que años atrás vivió Superman en su adolescencia, creo que tenemos motivos más que suficientes para darle una oportunidad. Además, por si eso no fuera poco, se atreven a rememorar las míticas carreras entre Flash y Superman con una versión juvenil en la que compiten Kid Flash y Superboy. Y solo por ver quién gana (o las ranas parásitas) ya merece la pena.

Javi Garcia

Otras entradas

[Cine] Se estiman 75 millones de dólares para Capitán América: El Soldado de Invierno en su estreno fuera de Estados Unidos

Entrada anterior

[Animación] Vistazo al Dr. Kirk Langstrom en la última imagen de Son of Batman

Siguiente entrada

3 comentarios

  1. ¿Pero a este (SPOILER: seleccionar el texto para verlo) no lo mató Superboy Prime (FIN SPOILER)?
    ¿esto va antes de Crisis Infinita?
    ¿es el rollo (SPOILER: seleccionar el texto para verlo) soy mitad Luthor mitad El (FIN SPOILER)?
    no sé si va el botón de spoilers, me la juego un poco… si se puede considerar spoiler unas historias de hace varios años…

    1. Esto es inmediatamente antes del reinicio de 2011 y cronológicamente sucede después de Crisis Infinita.

Dejar un comentario