ArtículosCómicsEdiciones BReseñas cómics

[Reseñas] Superlópez: Gran auténtico vidente curandero

2

Portada del cómic Magos del Humor nº 177: Superlópez: Gran auténtico vidente curandero

Edición original: Magos del Humor nº 177: Superlópez: Gran auténtico vidente curandero
Fecha de salida: Julio de 2016
Guión y dibujo: Jan
Formato: Tomo cartoné, 48 páginas
Precio: 12,90 €

Seguro que más de una vez os habéis encontrado con algunos anuncios en buzones, limpiaparabrisas o incluso online sobre magos vudú africanos capaces de curar cualquier cosa, desde mal de amores hasta problemas laborales, pasando por dolores lumbares o virus informáticos (así de polivalentes son). Charlatanes, embaucadores y timadores de la peor calaña que se aprovechan de la ignorancia de la gente y contra los que nadie hace nada. ¿Nadie? Eso se debió preguntar Jan antes de dar forma al último álbum de Superlópez, “Gran auténtico vidente curandero”, protagonizado por un villano que no es más que una suerte de parodia de este tipo de estafadores que, como en la vida real, utiliza sus dones como vendehumo para llenarse los bolsillos a costa de ingenuos.

El problema está en que, contra todo pronóstico (¡Ja!), el mago acierta en una de sus predicciones con la muerte del mayor fabricante de latas de sardinas del mundo, Petro Sardineiro de Sodio. Sin embargo, no se trata de una muerte natural sino de un asesinato que Superlópez y la policía deberán resolver mientras todas las sospechas recaen en el Profesor Arúspice, no solo por parte de las fuerzas de la ley sino también de Al Trapone y su banda.

Y en medio de todo esto, una Luisa crédula obcecada con realizar un conjuro para que Juan López por fin se case con ella. ¿Será por eso que Superlópez tiene tanta prisa en desenmascarar al gran auténtico vidente curandero?

Imagen de Superlópez: Gran auténtico vidente curandero

Con la ignorancia de la gente como estandarte, a modo de concienciación y como arma para desprestigiar a los autoproclamados videntes, Jan despliega todas sus artes (que él sí las tiene de verdad) para dar forma a una historia en la que la autoparodia está presente constantemente. La obviedad de la resolución del caso no impide disfrutar de todo el desarrollo hasta ponerle fin, porque se van encadenando una serie de acontecimientos a cual más absurdo que mantienen al lector despierto con numerosos momentos divertidos y situaciones surrealistas muy efectivas.

Página de Superlópez: Gran auténtico vidente curanderoAdemás, Jan opta por incluir recursos poco habituales en sus tebeos, como un flashback para contarnos el encuentro entre Arúspice y el señor Sardineiro de Sodio, con mucha guasa por las nulas dotes como prestidigitador del profesor, o un entremés sacado de la manga como si de una obra de teatro se tratara, con aparición de Jan incluida.

Esta vez el componente de crítica social se centra en la sutil forma de reprender algunos comportamientos que le quitan hierro al asunto de los timos de este tipo o a la peligrosidad con la que mucha gente confía su porvenir en manos de cualquier charlatán. Hace falta una sociedad más preparada para evitar que estas cosas sigan campando a sus anchas y una mayor actuación por parte de las fuerzas del orden y Jan no solo lo sabe sino que construye una trama sólida alrededor del concepto, que no es más que un ejemplo exagerado del juego sucio que llegan a hacer para engañar a los demás. Al fin y al cabo, sin importar el cómo, un timo debería ser siempre un timo.

Por todo esto y alguna que otra sorpresa que no vamos a desvelar, “Superlópez: Gran auténtico vidente curandero” es una gran aportación a la extensa obra del autor español. Con incontables referencias y guiños a álbumes anteriores, nuevas ideas y giros de tuerca para seguir dándole vidilla y el habitual reparto de leña a lo que no funciona de la sociedad, Superlópez sigue rompiendo ventanas (y algunos esquemas), salvando el día y dando lecciones de vida a sus humildes lectores.

La historia es entretenida, diferente y con cierto toque de detectives y misterio (muy soft, tampoco es que haya grandes sorpresas en este sentido), que sientan bien al personaje y lo alejan de tener que pelear contra extraterrestres o supervillanos. Aquí los grandes peligros son un charlatán y la ignorancia de quienes lo aclaman. Qué bien nos vendría un Superlópez por aquí.

Javi Garcia

[Series] Grant Gustin habla de las implicaciones de Flashpoint en la tercera temporada

Entrada anterior

[Cine] Spot con críticas de Escuadrón Suicida, póster dibujado en blanco y negro y variedad de críticas

Siguiente entrada

También te puede interesar

2 comentarios

  1. Ahhhh! el maldito javi se me ha adelantado y me ha dejado en bragas, que decir si entre vacaciones, trabajo, exámenes….ni siquiera lo he comprado, cachis la mar. Sólo con tu último párrafo me has hecho la boca agua. A todo esto ¿es peor o mejor que civil war? jaja.

    1. Vaya vidente estás hecho si me tienes que preguntar eso. Es mejor, obviamente xD

Dejar un comentario

Más en Artículos