ArtículosCómicsMarvel ComicsPanini CómicsReseñas cómics

Veneno, núm. 2

0
Portada de Veneno, núm. 2

Edición original: Venom vol. 4, núms. 2 y 3.
Fecha de salida: Diciembre de 2018.
Guión: Donny Cates.
Dibujo: Ryan Stegman.
Formato: Grapa, 48 págs. A color.
Precio: 3,50 €

Veneno ha sufrido un duro revés en una misión de rescate que parecía sencilla, pero que acabó complicándose y revelando que la vida de Eddie Brock y el simbionte se iban a complicar hasta límites insospechables. Decidido a salvar el mundo de lo que está por llegar después de escuchar la confesión de Rex, Veneno tendrá que hacer equipo con un superhéroe con el que no esperaba cruzarse en ese momento.

“Dios viene” son las dos palabras que dejan perplejo a Veneno y que los compañeros simbiontes de Rex pronunciaron antes de marcharse. Con esta idea en mente, Donny Cates decide sumergirnos en el misticismo que rodea a ese dios de los simbiontes y en detener al temible enemigo que liberaron los excompañeros de Rex.

El lore de los simbiontes se ha tratado a lo largo de los numerosos cómics relativos a Veneno, y, poco a poco, aprendimos que esta raza no era ni violenta ni guerrera, sino protectores de la paz. Ahora bien, la introducción de este dios rompe ciertos esquemas, al hacer que estos seres se tornen agresivos y subyugados a un ser al que creen superior, pues se suponía que los Klyntar no se comportaban así hasta más adelante. Sin embargo, la existencia de este dios es bastante llamativa por cómo se aborda y su origen seguramente será tratado a lo largo de todo el arco.

Respecto a la trama de este número, nos encontramos con que Rex no ha perdido el tiempo y ha estado investigando a Eddie Brock desde su niñez, lo que le hace desconfiar de sus posibilidades como héroe protector. Contra todo pronóstico para él, Eddie vuelve sano y salvo gracias a su simbionte, pero su oscuridad casi provoca la muerte de un inocente. Este hecho y el reconocimiento del simbionte dragón provoca que el antiguo soldado confiese, de una manera trágica, su relación con ese dios del que tanto hablaron sus excompañeros. Evidentemente, Eddie Brock asume el deber de parar a este ser que está relacionado con su simbionte, y para ello se ve obligado a hacer equipo con Miles Morales, después de pelear con él y descubrir su rayo de veneno. Juntos intentan enfrentar a ese ser, pero resultó ser más fuerte de lo que ambos creían. Tanto, que ese dios parece lograr lo imposible.

Veneno, núm. 2. Página de muestra.En general, la trama es sólida y establece un enemigo imposible de ganar, bajo una temática de terrror que encaja a la perfección con el personaje de Veneno. La investigación de Rex es bastante útil para los nuevos lectores, ya que hace un repaso muy breve de la historia del personaje y menciona unas palabras que describen a Eddie Brock perfectamente: El hombre de las mil oportunidades. Esto no es una exageración del personaje, pues es cierto que Eddie ha tenido muchas oportunidades para reformarse en el pasado y ha recibido nuevas maneras de hacer el bien sin ser un antihéroe, ya fuera como Antiveneno o Toxin. En general, el odio hacia Spiderman por despecho y por hundirle la vida provocó un gran odio que le consumió durante gran parte de su vida, tal y como vimos en 100% Marvel HC. Veneno: Greatest Hits. Sin embargo, Eddie Brock consiguió volver ese odio hacia un lado y centrarse en lo que más desea: proteger a los inocentes, aunque de una manera poco convencional. Además, como mencionamos, perdió a su simbionte, pero se le dio la oportunidad de seguir ayudando a los demás bajo otras identidades. En definitiva, creo que esta frase de Rex es muy acertada y describe perfectamente quién es Eddie Brock, tanto para nuevos lectores como para recordárselo a los más veteranos.

Pese a que no hay muchos personajes secundarios en este número, sí que hay dos que destacan en este número de una gran manera: Rex y Miles Morales. Como ya sabíamos, Rex acabó participando en el proyecto que mezclaría simbiontes y humanos bajo las órdenes de un antiguo personaje de Marvel, pero no sabíamos cómo había llegado hasta ahí. Con una historia trágica, llena de valor y heroísmo para con sus compañeros, se nos explica cómo éste fue uno de los primeros en mezclarse con un simbionte en ese proyecto, aunque tuvo la mala suerte de unirse a uno que le dejaría pesadillas por el resto de su vida. Por otra parte, vemos cómo Miles recuerda algunos sucesos de su vida pasada en el mundo Ultimate y cómo el simbionte Veneno le arrebató a la persona que más le importaba, su madre. La pelea que tiene con Veneno está cargada de sentimiento, siendo cada golpe un remordimiento y una lágrima por quien no pudo proteger en su mundo. Aunque el combate no dure demasiado, pues hay una amenaza mayor que ambos deben detener, es un momento icónico y que Miles necesitaba sacar fuera de sí: Todo ese odio, dolor y arrepentimiento.

Veneno, núm. 2. Página de muestra 2.El ritmo de la historia es lento al principio, pues establece el pasado de Rex, Eddie y la amenaza que se cierne sobre Nueva York, pero en el siguiente número americano que contiene este cómic el ritmo se intensifica y hace notar el gran peligro al que van a hacer frente los personajes.

A nivel artístico, Ryan Stegman y Frank Martin repiten sus papeles en el dibujo y color, respectivamente, ofreciendo unos dibujos en la línea del anterior número con un gran toque de terror, pero capaces de sorprendernos aún más con tres páginas que resultan espectaculares: la unión de Rex con el simbionte y explicando el sentimiento que le produjo el dios de los simbiontes; Veneno corrompido frente a Miles Morales; y la página final de este cómic, que evitaremos describir para no destripar la historia en este momento. Esperemos que estos artistas permanezcan en la cabecera mucho tiempo, junto con Donny Cates, ya que saben entregar una historia de Veneno que resulte atractiva a nivel argumental y visual.

En definitiva, considero que este segundo número de Veneno consigue mantener el interés por la trama que desarrolla Donny Cates y promete grandes cambios en el lore de los simbiontes. Sin duda alguna, esta nueva colección de Veneno está resultando ser una grata sorpresa que puede llegar a encandilar a más de un lector.

Puedes adquirir “Veneno, núm. 2” aquí.

Aisling Clarke
Aficionada a las historias en todos sus formatos. Empecé a jugar a videojuegos a los seis años. Escribo novelas fantásticas en mi tiempo libre. Maestra de Primaria.

Otras entradas

[Cine] Actriz de Fear The Walking Dead ve improbable una fusión con The Walking Dead

Entrada anterior

[Series] Sorpresa revelada en la escena poscréditos de la primera temporada de Titans

Siguiente entrada

comentarios

Dejar un comentario